sábado, 16 de diciembre de 2017

Pollo a la cerveza

Es extraño que haya tardado tanto en añadir esta receta, que todo hay que decirlo, es una de las más habituales en casa. ¿Y porqué? Por que la salsa es superfácil de hacer, la carne queda muy jugosa y no es demasiado complicada. Les encanta, y a mi me emociona que les guste tanto, algo tan sencillo.

Esta forma de cocinar el pollo es muy similar a como hacemos el conejo o el pavo, de hecho el proceso para la salsa es el mismo, pero cada una de las carnes le aporta su saborcillo único y especifico que hace que nos guste tanto.


 Ingredientes (para 3/4 personas)
750grs- 1kg de pollo troceado
harina
aceite de oliva
33 cl de cerveza rubia(1 lata)
1 cebolla
3 dientes de ajo
250 cl de caldo de carne/gallina/pollo
Sal
Pimienta

Preparación 

Salpimentar el pollo troceado. Enharinar.

Pelar la cebolla y picar en cuadraditos pequeños.

Pelar los dientes de ajo, quitarles el germen y filetearlos.

En una olla ancha, ponemos 2 cucharadas de aceite de oliva a calentar y doraremos por todos lados las presas de pollo enharinadas. Cuando estén doradas las reservamos.

En el mismo aceite pochamos la cebolla, y cuando ya la veamos blandita agregamos el ajo picado. Salteamos medio minuto e incorporamos el pollo. Agregamos la cerveza y dejamos hervir a fuego medio hasta que se haya consumido la mitad de la cerveza. Cuando esto haya ocurrido, agregamos el caldo y dejamos hervir a fuego lento hasta que la salsa se haya reducido y espesado (unos 20 o 30 minutos como mucho).

Y lo tendremos listo para servir. Si lo acompañas de unas patatas fritas ya lo bordas.




jueves, 14 de diciembre de 2017

Bocadillo de pavo empanado con lechuga y mayonesa

No se como andaréis en vuestras casas, pero en la mia, ya se empieza a notar el ajetreo navideño: preparativos, compras a horas intempestivas, vestuarios para festivales del cole y más compras... todo ello sumado a las rutinas diarias que no perdonan: cole, trabajo, casa, extraescolares...¡estamos a tope!
Por eso, de vez en cuando, (más a menudo quizás de lo necesario) recurro al socorrido bocadillo a la hora de la cena.

En casa, nos gustan mucho los bocadillos que llevan algún tipo de carne empanada, y entre ellos, con pechuga de pavo. Hoy  lo traigo en vídeo y por escrito, por si estais tan apurados como yo y necesitais una idea rápida y sencilla, pero también nutritiva y sabrosa.

Ingredientes

1 filete de pechuga de pavo por bocadillo
2 hojas de cogollo de lechuga (p.b.)
1 cucharadita de mayonesa (p.b)
1 porción de pan
1 huevo
pan rallado

Preparación 

Lavar las hojas de lechuga y secar muy bien.

Batir el huevo. Pasar los filetes de pechuga de pavo por el huevo batido y después por pan rallado. Freir en aceite abundante los filetes, hasta que esten bien dorados. Dejar reposar en papel absorbente para que pierda el exceso de aceite de la fritura.

Partir la ración de pan en dos mitades y untar la miga de una de ellas con mayonesa. Poner encima la lechuga, y sobre la lechuga el filete de pavo empanado. Cubrimos con la otra mitad y ya tenemos listo nuestro bocadillo.

¡Ale, a cenar!


martes, 12 de diciembre de 2017

Macedonia de mandarina


En casa, para que coman la fruta, no me queda más remedio que darla muy preparadita, porque si no les vence la pereza y tiran de yogur o postre de cuchara que da gusto. Así que no me queda más remedio que inventar mil argucias para que se consuman las raciones de frutas y verduras necesarias cada día.

Uno de mis trucos más socorridos es la macedonia, que me permite combinar las frutas de temporada de distintas formas y les gusta bastante, a los grandes y a los chicos. Esta versión en concreto es más dulce y más  suave, ya que en lugar de naranjas utilizamos solo mandarinas.


Ingredientes (de tres a seis raciones)
1 pera
1 manzana
1 plátano (o dos si son muy pequeños)
3 mandarinas
33 cl de un refresco gaseoso de naranja
2 cucharadas de azúcar

Preparación

En un bol, ponemos el refresco de naranja y disolvemos el azúcar.

Pelamos las mandarinas, eliminamos todas las pieles blancas, dividimos en gajos y partimos a la mitad. Las agregamos al bol junto con el refresco gaseoso.

Lavamos y pelamos la manzana y la pera en cuadrados. La agregamos al bol junto con la mandarina y el refresco.

Pelamos el plátano y lo cortamos en rodajas; lo incorporamos también al bol.

Dejamos un par de horas en la nevera para que la fruta se empape bien.

Y estará lista para servir (y asegurarse de que una ración de frutas y verduras de las cinco diarias, está cubierta).



sábado, 9 de diciembre de 2017

Ensalada de pimiento asado y tomate

El otro día os contaba que cuando me toca hacer de anfitriona, me gusta ofrecer en la mesa más de un tipo de ensalada, por aquello de que, para gustos colores; pero me gusta que además sean un poquito diferentes o más elaboradas que las que pongo todos los días, así que además de la ensalada de cogollos, suelo poner esta versión del asadillo de pimientos. La única complicación extra que tiene esta ensalada es el asado y preparación del pimiento. Por lo demás resulta muy sencilla y es muy adecuada para acompañar carnes asadas.

¿Prefieres la imagen a la palabra escrita? Aquí os dejo el vídeo:

Ingredientes
1 pimiento rojo
1 cebolla morada
1 o 2 tomates para ensalada (a mi me gustan los que son típo kumato)
2 o 3 dientes de ajo
aceite de oliva
sal

Preparación

Precalentar el horno a 180º.


Pelamos los dientes de ajo, les quitamos el germen, los partimos en láminas y lo dejamos macerar en dos o tres cucharadas de aceite de oliva.

Lavamos bien todos los vegetales.

Secamos el pimiento, lo engrasamos con aceite de oliva y lo metemos en un recipiente al horno. Cada cinco minutos iremos volteandolo para que se haga por igual. Cuando ya este tostadito por todas partes (unos veinte-veinticinco minutos) estará listo. Lo sacamos y los dejamos enfriar.

Cuando el pimiento esté frio, le quitamos la piel, el tallo y las semillas y lo partimos en tiras, y lo regamos con el aceite y el ajillo y lo reservamos.

Cuando vayamos a servir la ensalada, cortamos en rodajas el tomate, y pelamos y cortamos la cebolla en aros finos.

Colocamos todos los ingredientes en una ensaladera rectificando el punto de sal.

Y ya está lista para llevar a la mesa.


jueves, 7 de diciembre de 2017

Ensalada de cogollos de lechuga

Bien, este larguísimo puente de la constitución o de la inmaculada (según seamos más laicos o más religiosos) ya hemos tenido un preludio de los días que nos esperan: fiestas y celebraciones por todas partes.

Yo intento escaquearme cuanto puedo del gran honor de ser anfitriona de cualquier evento navideño (tengo una maravillosa suegra que se encarga de todo) pero a veces, sólo a veces, me toca ejercer y entonces hay que procurar no sólo hacer cosas ricas sino que también haya en la mesa platos sanos, que sean aptos para colesteroles, diabetes o hábitos saludables sin más.

Cuando esto ocurre (que no puedo eclipsarme del honor de ser anfitriona) me gusta que siempre haya en la mesa ensalada, si tengo pocos invitados, elijo entre esta que os traigo hoy y un asadillo de pimientos. Si hay muchos convidados, pongo las dos, y así cada uno toma de la que es de su gusto.

...Parrafada para explicaros como hacer una ensalada de cogollos, no me entretengo más, allá vamos:

Ingredientes

Cogollos de lechuga
Cebolla morada
Tomate kumato
Atún en aceite vegetal
Huevos
Aceite de oliva
sal
Vinagre de módena

Preparación

Lavamos muy bien todas las verduras, en especial los cogollos, separando las hojas para que el agua arrastre cualquier elemento no comestible.

Ponemos un cazo con agua a hervir y cocemos el huevo. Cuando esté cocido lo dejamos enfriar, quitamos la cáscara y partimos en gajos.

Partimos los cogollos y los tomates en gajos y reservamos. Después de lavar y pelar la cebolla convenientemente, la cortamos en rodajas muy finas.

Quitamos el aceite del atún en conserva y lo escurrimos lo mejor posible.

Cuando ya tenemos todos los ingredientes preparados, los disponemos en un plato o fuente formando una estrella o flor, alternando huevo y tomate con los gajos de cogollos, y disponiendo encima del centro de la flor, la cebolla y el atún.

Podemos aliñarla antes de servirla (con un poquito de sal, aceite de oliva y vinagre de módena) o, si lo vamos a servir en raciones individuales optar por no aliñar y que cada uno la ponga a su gusto.

Y lo dicho, viste un montón la mesa.

jueves, 23 de noviembre de 2017

Bizcocho de mandarina y chocolate

Hace unos días, hablábamos del rico sabor del bizcocho de mandarina, y en casa no hemos querido esperar mucho a probarlo con un toque de fiesta, es decir con una cobertura de chocolate.

Como ya tocaba ir haciendo bizcocho para el desayuno, y aun tenemos unas mandarinas con denominación de origen murciana, pues nos hemos puesto manos a la obra.

El resultado es bastante apetecible ¿no crees?

Ingredientes
Para el bizcocho
1 vaso de zumo de mandarina (250 cl)
1 sobre de levadura
1 yogur natural
1 medida de aceite de oliva o girasol
2 medidas de azúcar
3 medidas de harina
3 huevos
1 nuez de mantequilla para engrasar el molde

Para la cobertura
150 grs de chocolate negro
1 nuez de mantequilla
1 dl de leche

Preparación
En un bol grande batimos los 3 huevos, añadimos el yogur, el zumo, la levadura, el aceite y el azúcar y mezclamos.

Agregamos  las tres medidas de harina tamizadas y batimos todo junto hasta tener una masa homogénea.

Ponemos el horno a calentar a 180º y engrasamos el molde con la mantequilla.

Repartimos la mezcla de forma equilibrada por el molde y metemos al horno durante 35 minutos.

Cuando el bizcocho ya está cocido, lo sacamos del horno, lo dejamos enfriar y desmoldamos.

Hacemos entonces la cobertura derritiendo al baño maría el chocolate, y mezclándolo (también la baño maría) con la leche y la mantequilla.

Cuando ya tenemos el chocolate derretido lo repartimos de forma uniforme sobre el bizcocho, lo dejamos enfriar en la nevera para que el chocolate se solidifique, y después ya podemos servirlo, en la merienda o en el desayuno, cada cuál a su gusto.



martes, 21 de noviembre de 2017

Patatas cocidas en microondas

Seguro que te ha pasado: te compras un microondas porque lo ves superpráctico y luego sólo lo usas para calentar la leche y para recalentar los platos que has cocinado en la vitro.

 Pero ¿en serio se puede cocinar con el microondas? La verdad es que yo soy bastante novata en ello (como en otras cosas) pero hace unos días al comentarle a una conocida que yo lo utilizaba para cocer las patatas de forma rápida me dijo "eso ya, es usar el microondas a nivel dios" me hizo tanta gracia que dije, hombre esto hay que compartirlo.


Seguro que te ha pasado, te apetece una ensaladilla rusa como no te ha apetecido nada en mucho tiempo, pero no tienes la hora que se necesita para cocer las patatas.

¡Pues aquí aparece esa bendición que es saber como cocer patatas con un microondas!
Aquí os dejo el truquillo:
Instrucciones
Necesitas
Papel Film
Patatas
Microondas

Lava las patatas y secalas concienzudamente.

Envuelve cada patata en papel film y cierra ambos extremos de los paquetitos.

Haz cuatro o cinco pinchazos alrededor de la patata con un palillo.

Mete la patata envuelta en papel film tres minutos a máxima potencia del microondas.

Cuando hayan pasado los tres minutos, la sacas y con cuidado de no quemarte retiras el papel film.

¡Ya tienes patata cocida para esa ensaladita o esa guarnición que hoy se te resistía!